Esta ballena tragó miles de residuos plásticos

Ecologistas encontraron el cadáver de un cachalote varado en una islade la zona central del archipiélago indonesio con casi 6 kilogramos de plástico en el tracto digestivo, entre vasos, botellas, bolsas y otros objetos, informaron hoy fuentes oficiales.

El estómago del animal contenía 115 vasos, 4 botellas, 25 bolsas, 2 sandalias y más de mil trozos de cuerda, entre otros productos de plástico.

El cetáceo, de 9.5 metros de largo por 4.3 de ancho, fue encontrado el lunes por ecologistas en la isla Kapota, situada dentro del Parque Nacional de Wakatobi, en la provincia de Célebes del Sur, indicó el Ministerio de Medioambiente de Indonesia en un comunicado.

Hallan una ballena muerta con miles de residuos plásticos en su estómago

Miembros del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) y de una academia local de conservación marina revelaron que el aparato digestivo del cetáceo contenía 115 vasos, 4 botellas, 25 bolsas, 2 sandalias y más de mil trozos de cuerda, entre otros productos de plástico.

Hallan una ballena muerta con miles de residuos plásticos en su estómago

El director del Parque Nacional de Wakatobi, Heri Santoso, dijo que enterrarán al cachalote en una playa del norte de Kapota, según el comunicado.

Hallan una ballena muerta con miles de residuos plásticos en su estómago

Wakatobi es un popular destino turístico de submarinismo en Indonesia, país que se ha comprometido mediante decreto presidencial a eliminar el 30 por ciento de sus residuos marinos para 2025, con un presupuesto de mil millones de dólares (876 millones de euros).

Hallan una ballena muerta con miles de residuos plásticos en su estómago

Indonesia, el cuarto país más poblado del mundo, se sitúa después de China como la segunda nación que más plástico vierte al océano, según un estudio publicado en 2015 por la revista Science.

Hallan una ballena muerta con miles de residuos plásticos en su estómago

La ONU estima que cada año cerca de ocho toneladas de plástico van a parar al mar y que en muchos casos son ingeridos por los animales marinos y pasan a formar parte de la cadena alimentaria de los humanos.

Fuente: Excelsior

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.